Un manifiesto para salir del miedo

Equilibrio. Tan delicado, tan importante. Imprescindible para la vida. Base de la salud física y mental.

Equilibrio para tener el respeto suficiente a la enfermedad de la Covid y no menospreciarla, pero no dejarse llevar por el miedo hasta la histeria colectiva.

Equilibrio para saber cuándo, cuánto y a quién hay que vacunar y saber analizar, en medio de las prisas, los datos que nos muestran si lo que hacemos está funcionando.

Equilibrio para que las restricciones sean las justas y no más de las necesarias, sin que los ríos revueltos sean aprovechados para colar medidas que violan derechos y libertades básicas…sin ser siquiera eficaces.

Equilibrio para no creerse ese discurso interesado que exige baremos de evidencia científica desproporcionados a los medicamentos baratos y baja el listón hasta el suelo, amañando datos y contratos, cuando evalúa vacunas y nuevas píldoras-Covid que que engordan los beneficios farmaceúticos.

Equilibrio para no esperar medidas mágicas que nos salven de esta nueva ola, pero atrevernos a apostar por el valioso conocimiento que nos están ofreciendo miles de doctores y doctoras de todo el mundo que durante estos meses tuvieron el valor de salirse de los protocolos.

Equilibrio como el del funambulista que conoce bien el peligro, pero nunca corrige más de la cuenta, porque sabe que lo más importante es que el remedio no sea peor que la enfermedad.

Un grupo de personas cercanas al ecologismo hemos redactado este Manifiesto por una salida razonable a la crisis de la Covid, cuyo texto trascribo y que pretende llevar un poquito de sentido común a esta sociedad española que, desgraciadamente, nunca ha destacado por ser muy equilibrada y ahora se encuentra en medio de un auténtico torbellino mundial. Espero que hayamos sabido transmitir esa idea de sensatez que, creemos, es imprecindible para gestionar este momento tan delicado que vivimos.


Manifiesto por una salida razonable a la crisis de la Covid

La sociedad española siente en estos momentos un comprensible cansancio en todo lo relativo a la crisis de la Covid. La tensión se ha relajado considerablemente y no pocas personas quisieran pasar página y hablar de otras cuestiones después de 20 meses de monotema. Sin embargo, algunas de las medidas contra la Covid que se aplican en nuestro país o en otros de nuestro entorno (pasaportes sanitarios, vacunación indiscriminada, etc.) no tienen en estos momentos ni verdadera base científica ni justificación sanitaria alguna, pero atentan contra los derechos fundamentales de las personas y han abierto algunas tendencias muy peligrosas para el desarrollo democrático y ecológico de las sociedades contemporáneas.

Por otra parte, es probable que el invierno traiga una nueva subida de casos, como las que están experimentando ya otros países[1], por ello queremos reivindicar algunas líneas de acción que son todavía muy necesarias y han sido relegadas por las autoridades sanitarias españolas (quienes han centrado prácticamente toda su estrategia en torno a las vacunaciones y las medidas de distanciamiento social). Por ello, las personas abajo firmantes, profesionales de la salud, investigadores en el campo de la medicina y la biología, científicos de otros campos, filósofos, activistas, comunicadores y ciudadanos en general, preocupados por la salud pública, que es nuestra salud, declaramos lo siguiente:

1-Es preciso salir de los enfoques reduccionistas centrados únicamente en la vacunación.

Durante estos meses han sido numerosos los científicos y profesionales de innegable reputación que han planteado la necesidad de abordar la Covid a todos los niveles[2]: profilaxis, tratamiento temprano, tratamiento hospitalario y vacunación. A pesar de la intachable lógica de este planteamiento, nuestros gobernantes, siguiendo recomendaciones de la OMS, apenas han prestado atención al tratamiento temprano. No resulta fácil comprender esta falta de atención, y menos teniendo en cuenta que este virus llegó en distintos momentos a saturar UCIs y hospitales y a desbordar la capacidad del sistema de salud pública.

En estos momentos, son miles los doctores de todo el mundo que comunican resultados no desdeñables en la atención temprana[3], e incluso en la profilaxis, con protocolos compuestos de medicamentos como la ivermectina, la fluvoxamina, la quercetina, el zinc, la hidroxicloroquina, la melatonina o la vitamina D[4]. En países como México[5], India [6], Zimbabwe[7], Madagascar[8] y algunos estados de Perú[9] y Argentina[10] se han usado de forma amplia kits de tratamiento temprano que, según sus defensores, han tenido impactos muy positivos[11]. Es oportuno destacar que la ivermectina y otros fármacos que se han usado en tratamiento temprano de la Covid son bastante económicos, pues están libres de patente, y sus efectos secundarios no son considerables o pueden ser manejados adecuadamente, por ser medicamentos muy utilizados desde hace tiempo.

Sin embargo, el gobierno español y la mayor parte de gobiernos europeos no han prestado atención a estas intervenciones farmacológicas precoces, en consonancia con las directrices de entidades como la OMS y la EMA, unas directrices que nos preguntamos si han podido ser condicionadas por el hecho de que la financiación de esos organismos depende en gran medida de empresas farmacéuticas y otras entidades  privadas[12]. Después de 19 meses de intensa investigación y numerosos ensayos clínicos con todo tipo de medicamentos[13], el tratamiento temprano de las personas enfermas de Covid se sigue limitando al confinamiento en el domicilio y el uso de analgésicos hasta que éstas se encuentran tan enfermas que deben ir a un hospital[14]. En esa fase hospitalaria, según doctores con amplia experiencia en el tratamiento temprano, es mucho más complicado combatir la enfermedad y las posibilidades de curación son mucho menores[15].

Las organizaciones internacionales relacionadas con la salud, como la OMS, la EMA y la FDA, desaconsejan todos estos tratamientos tempranos con el único argumento de que no hay datos concluyentes sobre su utilidad[16]. Esto contrasta con el hecho de que no se ha empleado la misma cautela con las vacunas, y es, como mínimo, negligente, ya que después de tantos meses de pandemia, ha habido tiempo más que suficiente para analizarlos en profundidad y obtener conclusiones sobre su efectividad.

Estas mismas instituciones internacionales, en cambio, aprobaron en marzo de 2020 el antiviral Remdesivir para el tratamiento del Covid (cuyo precio llegó a ascender a 2.000 euros por paciente[17]) sobre la base de dos estudios clínicos controlados que solo encontraron signos muy modestos de su eficacia[18]. En estas semanas varias empresas farmacéuticas están solicitando autorizaciones de emergencia para la aprobación de nuevos medicamentos sujetos a patente para el tratamiento temprano de la Covid. A pesar de que han recibido atención generosa en los medios, los ensayos que muestran su eficacia son muchos menos que los de otros tratamientos tempranos y su seguridad está muy lejos de tener las garantías de fármacos conocidos desde hace décadas. En cambio, el tratamiento temprano de ivermectina para la Covid sigue sin obtener la aprobación de estas agencias después de 30 estudios clínicos aleatorizados y controlados, de los cuales 27 arrojan resultados claramente positivos[19], a pesar de ser un medicamento con un perfil de seguridad excelente[20] que fue aprobado para su uso contra la sarna con el respaldo de solo 10 estudios y en las mismas dosis propuestas ahora para la Covid[21].

Por otra parte, el sistema de salud pública apenas se ha reforzado desde el inicio de esta coyuntura. Más bien al contrario, se ha degradado tanto en la atención primaria como en la hospitalaria. Tampoco se han dedicado esfuerzos sustanciales a la investigación y aplicación de tratamientos tempranos, limitando la acción sanitaria a la vacunación, a la hospitalización de los casos graves, al uso de mascarillas y a las restricciones en movilidad y en el derecho de reunión.

2- Se están considerando las vacunas como una cuestión de salud colectiva sin que exista base científica para ello y se están administrando sin conocer los riesgos a medio y largo plazo ni tener en cuenta las particularidades individuales.

A pesar del alto porcentaje de personas que han sido vacunadas contra la COVID en nuestro país[22] y en otros muchos, el descenso en los índices de contagios y hospitalizaciones no ha sido el esperado[23]. Aunque la situación en España ha mejorado, los datos demuestran que las vacunas no han sido tan eficaces como algunos prometían y todos hubiéramos querido[24].

Para que las vacunas permitieran alcanzar la inmunidad de grupo deberían ser capaces de reducir significativamente la transmisión del virus. Si esta premisa no se cumple, la vacunación termina siendo una opción individual, respetable, pero sin repercusiones sociales. Esto hace que la urgencia por conseguir vacunar a toda la población o la imposición de pases Covid para acceder a espacios públicos se conviertan en medidas absurdas e, incluso, contraproducentes, porque crean una falsa sensación de seguridad.

En las últimas semanas han salido a la luz diversos datos que confirman que las vacunas contra la Covid no ofrecen, en estos momentos, prácticamente ninguna protección frente al contagio. Destacamos los siguientes:

  • Inglaterra ha hecho oficial que, frente a la variante delta (mayoritaria en estos momentos en todo el mundo), no se está observando diferencia alguna en la transmisión del virus entre personas vacunadas y no vacunadas[25].
  • Un estudio comparativo no encuentra ninguna correlación entre la ratio de vacunación en diferentes países y los casos de Covid[26].
  • Se ha documentado la transmisión entre personas completamente vacunadas[27] y cargas virales similares entre vacunadas y no vacunadas[28].
  • Un estudio realizado en Vietnam llega a la conclusión de que las personas vacunadas pueden contagiar más que las no vacunadas porque soportan más carga viral sin desarrollar síntomas[29].
  • Países como Singapur, Irlanda o Bélgica con más de un 70% de la población completamente vacunada, han sufrido nuevos brotes con la llegada del otoño[30].
  • Los datos del último Informe sobre Vigilancia de las Vacunas de la Agencia de Seguridad Sanitaria del Reino Unido[31] muestra que la ratio de contagios entre las personas con pauta de vacunación completa no solo no es menor sino que es mayor (el doble) que entre las no vacunadas.
  • Estudios financiados por las propias empresas fabricantes reconocen que la protección de la vacuna frente a contagios se pierde en pocos meses[32].

Ante la gran cantidad de datos que demuestran que las vacunas no son capaces de disminuir la transmisión de la Covid, no tiene ningún sentido implantar “pasaportes de vacunación” que discriminan fuertemente a las personas que optan por no vacunarse por cualquier tipo de motivo, ya sea éste de salud, de conciencia o simples dudas acerca de la relación riesgo/beneficio.

Como han denunciado varios europarlamentarios de diversos países y distintos signos políticos el pasado 20 de octubre[33], este tipo de pases sanitarios socavan derechos humanos básicos y sólo se podrían justificar en circunstancias excepcionales y si estuvieran suficientemente respaldados por datos científicos inequívocos. Constituyen, de hecho, un verdadero apartheid de nuevo cuño que coacciona a la población para que acepte ser tratada con un medicamento experimental cuya eficacia, necesidad y seguridad son, por lo menos, dudosas. La libertad de circulación, empleo, salud, igualdad, libre asociación, educación y libre expresión de pensamiento están siendo gravemente violadas sin motivo y, en algunos países europeos, las protestas pacíficas contra estas medidas inauditas y sin fundamento sanitario están siendo reprimidas violentamente.

Por otra parte, es preciso tener en cuenta que las actuales vacunas han demostrado tener un número de efectos adversos mucho mayor de lo habitual[34]. Algunas fuentes estiman que los sistemas de vigilancia de Eudra Vigilance y Open Vaers han registrado más de 40.000 muertes relacionadas con la vacunación entre EEUU[35] y la UE[36], lo que está causando que algunos países estén suspendiendo su uso en jóvenes[37].

Ante este elevado número de efectos adversos detectados en el corto plazo, las instituciones sanitarias competentes deberían ofrecer datos detallados, tanto de los casos y muertes por Covid por edades y estado de vacunación como de todos los efectos adversos que se están produciendo por las vacunaciones. De esa forma, se podría hacer una evaluación de las ratios riesgo/beneficio por edad y los facultativos podrían optar por desaconsejar la vacunación en personas que apenas corren riesgos ante la enfermedad como los niños y jóvenes. Estos datos no se están difundiendo[38] ni tampoco se está pidiendo el necesario  consentimiento informado a las personas que se vacunan[39].

La industria farmacéutica, por otra parte, está promoviendo nuevas campañas de vacunación, supuestamente para suplir la pérdida de eficacia de las dosis anteriores[40], pero nuestras autoridades sanitarias deberían plantearse exigir a estas compañías un producto de mayor seguridad y mejor efectividad antes de seguir invirtiendo enormes cantidades de dinero público en sucesivas campañas masivas de vacunación, sobre todo si existen evidencias más que suficientes de tratamientos eficaces que pueden ayudar a gestionar de forma mucho más económica y segura esta crisis sanitaria.

No podemos ignorar que este exclusivismo en la estrategia frente a la COVID ha permitido a las grandes industrias farmacéuticas firmar unos contratos multimillonarios por la venta de sus vacunas, disparando sus beneficios de un modo desorbitado. Dichos contratos, además, eximen a los suministradores de toda responsabilidad por sus posibles daños o efectos adversos. Hay que recordar que la Agencia Europea del Medicamento sigue dando a estos tratamientos solo una «autorización comercial condicional» y no una plena autorización, puesto que están todavía en fase experimental[41] y, de hecho, no encajan dentro de la definición clásica de vacunas[42].

Por contra, tratamientos tempranos con excelentes perfiles de seguridad y aprobados para uso humano desde hace décadas, siguen esperando su aprobación. Ni siquiera se contemplan medidas de profilaxis tan sencillas como hacer un seguimiento de los niveles de vitamina D, a pesar de que varios estudios confirman la relación entre los niveles bajos de esta vitamina y los casos más graves de Covid[43].

En vista de todo ello reclamamos al Gobierno español y a las instituciones sanitarias de las Comunidades Autónomas:

1. La inclusión de los tratamientos tempranos en la estrategia para afrontar la Covid, especialmente todos aquellos basados en fármacos de reducido coste que han sido usados exitosamente en otros países[44]. Reclamamos, también, atención y apoyo al desarrollo de otras posibles vacunas independientes de las grandes industrias farmacéuticas, de las que ya hay proyectos en nuestro país.

2. Solicitamos que no se contemple la vacunación infantil, dado que en menores de edad la incidencia de la infección es muy reducida y los efectos adversos de la vacunación son más habituales y graves y llegan a ser más los riesgos que los beneficios[45]. Solicitamos también la moratoria en la vacunación de otros colectivos más susceptibles a los efectos adversos, como las mujeres embarazadas. Exigimos que se aplique el principio de consentimiento informado en todas las vacunaciones.

3. Los intentos de establecer algún tipo de «pasaporte Covid» y la discriminación de las personas no vacunadas en todo tipo de espacios y servicios públicos deben ser desestimados, tanto por el escaso éxito que las vacunas están teniendo en la prevención de la infección, como por el hecho de que violan libertades esenciales que toda democracia debería garantizar y proteger. Consideramos que no existe justificación alguna para la actual presión institucional y mediática para vacunar a toda la población y que la segregación de las personas no vacunadas es contraproducente (por crear una falsa sensación de protección) y profundamente antidemocrática.

4. No nos parece lógico seguir destinando el grueso del gasto público en salud a nuevas compras de vacunas ni de otros tratamientos caros y poco probados mientras no se estudien otras posibilidades de tratamiento con fármacos de menor coste y de probada seguridad.

5. Reclamamos el libre acceso público a los textos íntegros de los contratos ya establecidos con las multinacionales farmacéuticas. En cuestiones tan importantes para la vida de todos, el secretismo y la opacidad no son de recibo.

6. Exigimos un mayor esfuerzo de inversión en el sistema de salud pública, tanto en medios materiales como en personal. Debe garantizarse, con las oportunas medidas de seguridad, la atención presencial del médico al paciente en todos los casos. Hay que acabar ya con los múltiples efectos negativos que esta falta de atención está provocando.

7. Reclamamos, en cuanto sea posible, la eliminación de las medidas de control restrictivas de la movilidad y de las relaciones interpersonales, por los daños sociales, económicos, psicológicos y sobre la salud que comportan.

Por otra parte, queremos dirigirnos, también, a los medios de comunicación.

Hemos observado con gran preocupación la escasa presencia en las grandes instituciones periodísticas de espacios que den voz a todos los actores relevantes, y de debates constructivos sobre esta crisis sanitaria. Existe una preocupante homogeneidad en los contenidos que se publican y una ausencia casi total de voces críticas. Toda objeción a cualquier mínimo aspecto de las vacunaciones es calificada de «negacionista», cuando no de «conspiranoica» o «ultraderechista» y se propicia un clima de segregación y culpabilización injustificado hacia quienes no son partidarios de vacunarse. Vemos que numerosas figuras relevantes de la medicina de otros países que han sido críticas con el discurso oficial han estado ausentes completamente de los medios españoles y la información que se ha ofrecido ha ignorado los resultados de numerosos estudios científicos.

Pedimos, por tanto, a los medios de comunicación, una posición más imparcial y respetuosa con su propia deontología en estos temas. Existen numerosas voces que, desde la ciencia y la experiencia clínica, están ofreciendo críticas muy valiosas que no están llegando a la sociedad. Instamos a los medios de comunicación a que acudan directamente a las fuentes de la información científica y a los profesionales que trabajan sobre el terreno y no se queden únicamente con las versiones de las instituciones oficiales o las empresas farmacéuticas. Pedimos también al conjunto de la sociedad el cese de la discriminación de los disidentes y del encasillamiento de toda opinión crítica en esos estrechos estereotipos en los que se ha visto metida durante estos meses.

Con todo esto queremos defender el derecho de toda la ciudadanía a los mejores tratamientos disponibles para hacer frente a la enfermedad de la Covid. Tenemos derecho a todos los tratamientos eficaces y a los mejores frutos de la investigación científica, independientemente de los intereses económicos que se vean involucrados. Queremos, asimismo, reivindicar las libertades de opinión, de expresión y de autonomía sobre la salud propia, y que dejen de utilizarse medidas coercitivas que no tienen justificación alguna como medidas sanitarias con la excusa de que sirven para defender la salud pública.

Por ello, animamos a todas las mentes libres, y muy especialmente a quienes están comprometidos en la promoción de la salud, en la defensa de los derechos humanos y de la democracia, a adherirse a este manifiesto.

Para adherirse, pinchar en este link.


[1]    En países con elevadas tasas de vacunación como Lituania, Bélgica, Singapur y Reino Unido se está observando un aumento de los casos en las últimas semanas    https://ourworldindata.org/covid-cases  

[2]      https://covid19criticalcare.com/wp-content/uploads/2021/05/PROTOCOLO-DE-GESTIO%C3%ACN-COVID-Math-y-IMASK.pdf  https://aapsonline.org/mccullough-protocol-3-page.pdf https://vladimirzelenkomd.com/treatment-protocol/

[3]    El World Ivermectin Day y el International Covid Summit contaron con la participación de cientos de doctores de todo el mundo    https://worldivermectinday.org/    https://globalcovidsummit.org/

        Los principales defensores del uso de la ivermectina para el tratamiento del Covid son la Front Line Critical Care Covid Allicance    http://www.FLCCC.net    que ha publicado esta revisión de todas las evidencias https://covid19criticalcare.com/wp-content/uploads/2021/08/SUMMARY-OF-THE-EVIDENCE-BASE-FINAL.pdf 

        y el grupo  BIRD   https://bird-group.org/  

        El Dr. Omura, que recibió el premio Nobel por descubrir la ivermectina ha realizado esta revisión  

        http://jja-contents.wdc-jp.com/pdf/JJA74/74-1-open/74-1_44-95.pdf    y se ha manifestado públicamente a su favor   https://www.youtube.com/watch?v=k6eV47e0GFo   

        y el Dr. Luc Montagnier, premio Nobel de medicina, habla de ella como alternativa a las vacunas    https://www.francesoir.fr/societe-sante/une-erreur-strategique-qui-impacte-lavenir-de-lhumanite-appel-du-pr-luc-montagnier.

[4]    El uso de la ivermectina para el tratamiento de la Covid cuenta con varios metanálisis:

https://journals.lww.com/americantherapeutics/Fulltext/2021/08000/Ivermectin_for_Prevention_and_Treatment_of.7.aspx

https://journals.lww.com/americantherapeutics/Fulltext/2021/06000/Review_of_the_Emerging_Evidence_Demonstrating_the.4.ax

https://onlinelibrary.wiley.com/doi/epdf/10.1002/rmv.2265

https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S2452318621000350?via%3Dihub

https://journals.lww.com/americantherapeutics/Fulltext/2021/10000/Bayesian_Hypothesis_Testing_and_Hierarchical.8.aspx https://apps.who.int/iris/bitstream/handle/10665/340374/WHO-2019-nCoV-therapeutics-2021.1-eng.pdf

        La vitamina D ha sido objeto de un intenso estudio   https://c19vitamind.com/   y se ha encontrado una fuerte correlación entre niveles bajos de esta medicina con los casos Covid que terminan en hospitalizaciones y muertes   https://www.medrxiv.org/content/10.1101/2021.09.22.21263977v1

https://journals.sagepub.com/doi/full/10.1177/20503121211014073

https://www.mdpi.com/2072-6643/13/6/1760

        También la melatonina    https://c19melatonin.com/,    el zinc, la fluvoxamina    https://c19fluvoxamine.com/,    y la quercetina    https://c19quercetin.com/    han sido señaladas como eficaces.

        En    https://ivmmeta.com/    se puede encontrar una exhaustiva recopilación de todos los estudios clínicos y publicaciones de varios tratamientos tempranos contra la Covid    https://c19early.com/  

[5]      https://lopezdoriga.com/nacional/seguira-cdmx-en-semaforo-rojo-por-covid-19-la-proxima-semana/

[6]      https://www.newsbytesapp.com/news/india/centre-s-sops-to-combat-covid-19-in-rural-areas/story https://indianexpress.com/article/india/up-new-protocol-ivermectin-to-replace-hcq-in-treatment-of-covid-patients-6545236/

https://telugustop.com/up-covid-tests-ivermectin-doses-for-kalpvasis-at-magh-mela-national-politics-religion-latest-news/

https://www.reuters.com/world/india/indian-states-turn-anti-parasitic-drug-fight-covid-19-against-who-advice-2021-05-13/

[7]      https://covid19criticalcare.com/ivermectin-in-covid-19/epidemiologic-analyses-on-covid19-and-ivermectin/

[8]    Madagascar ha declarado en varias ocasiones que está usando protocolos basados en plantas como la Artemisia Annua y probablemente también ivermectina. Los casos y muertes por Covid que reporta este país han sido especialmente bajos desde el inicio de la crisis.    https://www.aa.com.tr/en/africa/madagascar-slams-who-for-not-endorsing-its-herbal-cure/1836905     http://www.spentamexico.org/v15-n3/A1.15(3)1-35.pdf?fbclid=IwAR33gqE13AkwNAWOoh2O3wbXvJfj_ar1CPlJVPFWU1QVuWiGCsRNqgHVh78

[9]      https://papers.ssrn.com/sol3/papers.cfm?abstract_id=3765018  https://www.idl-reporteros.pe/el-hospital-san-jose/?s=09

[10]   https://covid19criticalcare.com/ivermectin-in-covid-19/epidemiologic-analyses-on-covid19-and-ivermectin/

[11]   https://covid19.cdmx.gob.mx/storage/app/media/Articulos/revision-de-ivermectina-corregida13ene20.pdf       https://osf.io/preprints/socarxiv/r93g4/ https://indianexpress.com/article/cities/lucknow/uttar-pradesh-government-says-ivermectin-helped-to-keep-deaths-low-7311786/

https://www.reuters.com/world/india/india-says-it-contains-spread-covid-19-no-new-cases-fifth-country-2021-01-28/

https://www.indiatoday.in/coronavirus-outbreak/story/uttar-pradesh-reports-zero-covid-deaths-in-last-24-hours-1767608-2021-02-09

https://telugustop.com/up-covid-tests-ivermectin-doses-for-kalpvasis-at-magh-mela-national-politics-religion-latest-news/

https://timesofindia.indiatimes.com/city/allahabad/up-32-devotees-test-covid-19-positive-at-magh-mela-camps-in-prayagraj/articleshow/80453631.cms

[12]   http://www.migueljara.com/2021/04/15/la-agencia-europea-de-medicamentos-esta-financiada-por-las-farmaceuticas/ ….https://apps.who.int/gb/ebwha/pdf_files/WHA72/A72_35-en.pdf

[13]   https://c19early.com/

[14]   https://www.who.int/es/emergencies/diseases/novel-coronavirus-2019/question-and-answers-hub/q-a-detail/coronavirus-disease-covid-19

[15]   https://vimeo.com/488778689     https://ratical.org/PandemicParallaxView/DrMcCulloughC19OutpatientTreatmnt.html https://www.youtube.com/watch?v=uAn4Vyeoiis

[16]   https://www.who.int/es/news-room/feature-stories/detail/who-advises-that-ivermectin-only-be-used-to-treat-covid-19-within-clinical-trials      https://www.ema.europa.eu/en/news/ema-advises-against-use-ivermectin-prevention-treatment-covid-19-outside-randomised-clinical-trials

[17]   https://www.elindependiente.com/vida-sana/salud/2020/07/07/el-alto-precio-del-remdesivir-hace-temer-que-se-dispare-el-de-las-vacunas-contra-el-covid-19/

[18]  El Remdesivir sólo garantizaba una disminución del tiempo de hospitalización pero no menor mortandad https://www.thelancet.com/journals/lancet/article/PIIS0140-6736(20)31022-9/fulltext    fue finalmente desaconsejado por la OMS por su ineficacia    https://www.who.int/es/news-room/feature-stories/detail/who-recommends-against-the-use-of-remdesivir-in-covid-19-patients.      Merck ha anunciado el molnupiravir      https://c19mp.com/   (5 ensayos, 4 de ellos positivos) y Pfizer el Paxlovid (un ensayo conocido hasta la fecha)     https://c19early.com/pl  https://www.eldiario.es/sociedad/ultima-hora-coronavirus-actualidad-politica-1-octubre_6_8356142_1078560.html         https://www.telecinco.es/informativos/ciencia/pfizer-pildora-pastilla-contra-coronavirus-reduce-casos-graves-muerte-covid_18_3230072511.html

[19]   https://c19ivermectin.com/

[20]  La seguridad de la ivermectina se ha comprobado en este estudio a dosis 10 veces superiores a los 0,2mg/Kg utilizados habitualmente para el Covid https://accp1.onlinelibrary.wiley.com/doi/abs/10.1177/009127002237994 La OMS lleva años recomendando la ivermectina para algunas parasitosis https://www.who.int/es/news-room/fact-sheets/detail/onchocerciasis 

[21]   https://rescue.substack.com/p/pierre-kory-responds-to-critics-hollywood

[22]   https://www.mscbs.gob.es/profesionales/saludPublica/ccayes/alertasActual/nCov/situacionActual.htm

[23]   https://www.abc.es/sociedad/abci-muertes-covid-multiplicaron-cuatro-agosto-respecto-mismo-pasado-202109040215_noticia.html

[24]   https://elpais.com/sociedad/2021-08-02/las-nuevas-variantes-del-coronavirus-convierten-la-inmunidad-de-rebano-en-una-meta-inalcanzable-a-corto-plazo.html

[25]   https://www.reuters.com/world/uk/england-says-delta-infections-produce-similar-virus-levels-regardless-vaccine-2021-08-06/  https://www.nature.com/articles/d41586-021-02187-1

[26]   https://link.springer.com/content/pdf/10.1007/s10654-021-00808-7.pdf 

[27]   https://www.medrxiv.org/content/10.1101/2021.10.20.21265137v1.full.pdf Esta falta de inmunidad ya se preveía antes de las vacunaciones https://www.actasanitaria.com/vacunas-covid19-es-fantasia-el-me-protejo-te-protejo/

[28]   https://www.news-medical.net/news/20211001/Similar-viral-load-in-vaccinated-and-unvaccinated-individuals-infected-with-SARS-CoV-2-Delta-variant.aspx

[29]   https://papers.ssrn.com/sol3/papers.cfm?abstract_id=3897733

[30]   https://ourworldindata.org/covid-cases

[31] https://assets.publishing.service.gov.uk/government/uploads/system/uploads/attachment_data/file/1027511/Vaccine-surveillance-report-week-42.pdf

[32]   https://www.thelancet.com/journals/lancet/article/PIIS0140-6736(21)02183-8/fulltext  https://edition.cnn.com/2021/10/06/health/pfizer-vaccine-waning-immunity/index.html https://trialsitenews.com/major-icmr-study-of-indian-healthcare-workers-reveals-covid-19-vaccine-antibodies-wane-within-2-months-for-covaxin-3-months-for-covishield-astrazeneca/

        El Dr. Peter Doshi, Editor Asociado del British Medical Journal, duda de que los ensayos iniciales de las vacunas demostrasen su eficacia https://www.youtube.com/watch?v=OvM5meOXk9o

[33]   https://www.youtube.com/watch?v=9pMTpt231BY

[34]  En UK se observa que son cuatro veces mayores a la suma de los observados en los últimos 11 años y en EEUU mayores que los     observados durante 30 años.    https://diario16.com/consentimiento-informado-para-recibir-la-vacuna-covid/

[35]  Esta web dice estar creada por familiares de personas afectadas por las vacunaciones y se dedica a recopilar y presentar de forma sencilla los resultados del sistema VAERS del sistema de salud norteamericano https://openvaers.com/index.php

[36]   https://cienciaysaludnatural.com/la-inyeccion-contra-k0-b1t-ya-causo-41978-muertes-y-3201165-efectos-adversos-entre-europa-y-ee-uu-hasta-el-25-set-21/

[37]   https://www.latimes.com/espanol/internacional/articulo/2021-10-07/finlandia-se-suma-a-suecia-y-dinamarca-y-suspende-la-vacuna-moderna-en-jovenes

[38]  El Reino Unido sí da datos detallados de muertes por estado de vacunación y por edades https://assets.publishing.service.gov.uk/government/uploads/system/uploads/attachment_data/file/1027511/Vaccine-surveillance-report-week-42.pdf,    cosa que el Ministerio de Sanidad no hace https://www.mscbs.gob.es/profesionales/saludPublica/ccayes/alertasActual/nCov/situacionActual.htm    pero los efectos adversos siguen dependiendo de reportes voluntarios que, se piensa, están muy subestimados ya que los profesionales sanitarios no tienen ningún incentivo para realizarlos.

[39]   https://diario16.com/consentimiento-informado-para-recibir-la-vacuna-covid/

[40]   https://www.aemps.gob.es/informa/notasinformativas/medicamentosusohumano-3/2021-medicamentosusohumano-3/recomendaciones-de-la-ema-sobre-terceras-dosis-y-dosis-de-refuerzo-de-las-vacunas-frente-a-la-covid-19-comirnaty-y-spikevax/

[41]   https://www.ema.europa.eu/en/medicines/human/EPAR/comirnaty

https://www.ema.europa.eu/en/medicines/human/EPAR/spikevax

[42]   https://www.youtube.com/watch?v=OvM5meOXk9o 

[43]   https://www.mdpi.com/2072-6643/13/6/1760     

        https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S0188440921001983  https://www.jstage.jst.go.jp/article/tjem/255/2/255_127/_article/-char/en  https://www.medrxiv.org/content/10.1101/2021.09.22.21263977v1

[44]   https://www.youtube.com/watch?v=jBjULEZWl6c

[45]   https://insurgente.org/carta-solicitud-al-ministerio-de-sanidad-ante-la-vacunacion-a-los-ninos/

16 Respuestas a “Un manifiesto para salir del miedo

  1. Los medios de comunicación mayoritarios, a sueldo del poder, están haciendo un gran trabajo de guerrilla en primera línea y en retaguardia. Menudo periodismo independiente

    Me gusta

  2. Cómo podrían justificar que en Perú, uno de los países con un alto uso de la ivermectrina, sea el país de mundo con la tasa de muertes más alta por millón de habitantes?

    Me gusta

    • Porque la ivermectina se usó únicamente en algunos estados de la selva durante los primeros meses en la llamada Operación Tayta, lo que permitió comparar los casos con Lima y otras regiones en idénticas condiciones de restricciones de movilidad. Después, con el cambio de gobierno, Perú dejó de usar la ivermectina, cosas que pasan con una medicina con menos efectos secundarios que el paracetamol….porque…¿por qué? Preguntele al gobierno peruano. Pero el caso fue documentado por Juan Chamie y los datos están ahí y son muy llamativos.

      Me gusta

  3. Con un 90% de vacunados en España lo del pasaporte covid es una medida sociopolitica y no sanitaria. Dará una falsa percepción de seguridad y hará que se abandonen medidas higiene no farmacológicas. Pero eso si, creará un precedente para la obligatoriedad no-obligatoria de tratamientos médicos que no requeriran demostrar su eficiencia.

    Me gusta

  4. Muchisimas gracias por la iniciativa de la recogida de firmas, totalmente necesaria. Quisiera saber para cuando estará el manifiesto traducido al resto de las lenguas del estado español, para poder difundirlo en dichas lenguas.

    Me gusta

  5. Estoy dispuesta a realizar la traducción del manifiesto al euskara, si alguien os manifiesta también su voluntad de hacerlo que se ponga en contacto conmigo por el email, pues no soy traductora profesional. Animo!!

    Me gusta

    • Es tan zafio que no sé si voy a ser capaz de hacerlo sin soltar algún exabrupto.

      1-Empieza con ataques personales. Como no pueden ya atacar lo que dicen los críticos a las vacunas porque lo que predijeron hace unos meses se está viendo en la calle (no protegen del contagio, tiene efectos adversos más que fuertecitos) empiezan con el ataque personal contra una de las figuras más significativas.
      No hace falta demostrar que Malone sea creador de esa tecnología, con ver que tiene 80 publicaciones en su ResearchGate ya se ve que sabe de lo que está hablando. https://www.researchgate.net/profile/Robert-Malone . No hace falta que sea un genio universal para ser un miembro destacado de la academia (de la oficial hasta hace un año) que sabe de vacunas y que sabe muy bien de lo que habla. Las críticas que hace un científico de su talla tienen mucho fundamento, eso es inegable.
      Intenten desprestigicarle con un único argumento: diciendo que le ha entrado el demonio en el cuerpo antesdeayer, que lo hace por ser una estrella mediática, que le ha cogido gusto a la popularidad cuando ha pasado toda su vida como un científico sin intentar ser una estrella del rock and roll…pueril.

      Además no está solo. Muchos otros científicos de talla similar está diciendo lo mismo. Theresa Lawrie tiene más de 100 publicaciones https://www.researchgate.net/profile/Theresa-Lawrie, Luc Montagnier es premio Nobel https://www.wsj.com/articles/omicron-makes-bidens-vaccine-mandates-obsolete-covid-healthcare-osha-evidence-supreme-court-11641760009 . Pierre Kory tiene otras 100 https://www.researchgate.net/profile/Pierre-Kory-2, Paul Marik aparece en wikipedia como un científico eminente casi premio Nobel que, también, se ha vuelto conspiranoico porque le ha entrado el demonio en el cuerpo, igual que Michael Yeadon que trabajó para Pfizer. Es una epidemia de posesiones diabólicas de eminentes científicos que se vuelven «malvados» y dicen «estupideces» de repente porque le han cogido el gustillo a la popularidad conspiranoica….pueril, pueril, pueril.

      2-El único argumento que se les ocurre (además de esta ola de posesiones diabólicas de eminentes científicos) es que estos eminentes científicos y todos los que están/estamos revisando ansiosamente información científica para encontrar respuestas coherentes a esta locura, lo hacemos para manipular a la gente porque «somos malos»….porque no se les ocurre otro motivo.

      ¿Qué interés económico tiene Malone, Kory o Lawrie o Carvallo para decir y hacer lo que hacen? NInguno. Lawrie se ha enfrentado con sus propios clientes (la OMS), Kory ha tenido que cambiar tres veces de trabajo y ha mandado a la m. su carrera. Muchos otros de los críticos son jubilados que ya no tienen intereses económicos y saben que no se juegan tanto. ¿Qué interés tienen los miles o cientos de miles de personas en el mundo que están recopilando datos y estudios frenéticamente y escribiendo manifiestos como el nuestro y manteniendo páginas como ivmmeta y otras que son fantásticas recopilaciones de información? Uno muy simple y que sabemos que también existe: la implicación altruista en temas sociales. Eso existe. Y sabemos que siempre ha habido gente que ha luchado por la verdad y la justicia en montones de movimientos sociales de todos los tiempos.. Cuando se ve a gente que se juega su puesto de trabajo por algo y no ha perdido la razón y son personas con muchos conocimientos….es que algo se cuece.

      Piensa el ladrón que todos son de su condición y dice Newtral que todos los demás manipulan menos ellos….. no sé cómo pueden tener tantísima jeta ni cómo la gente todavía no se da cuenta de que estas agencias «verificadoras» no son otra cosa que la reencarnación del gran inquisidor Torquemada.

      3-luego está lo de la extrema derecha. Lo lanzan sin ninguna prueba, ahí queda: «ya se sabe». Porque estas agencias se basan siempre en los «ya se sabe». «Ya se sabe» que tal cosa es pseudociencia, «ya se sabe» que esto es de extrema derecha, «ya se sabe» que todo el que critica es conspiranoico…..etc.

      Mira en todo el texto a ver dónde dan datos, referencias, argumentos lógicos….yo no encuentro más que «ya se sabes». Desde luego son listos, porque si hay una manera inteligente de neutralizar a los que más lata dan en las calles y los que mejor se organizan que son las izquierdas, es atribuir todo esto a la extrema derecha.

      Y si, desde la extrema derecha están surgiendo críticas, pero es que también están surgiendo desde muchos otros lugares. Y, desde luego, criticar todo esto no tiene nada que ver con las ideologias tradicionales izquierda-derecha, es algo tan básico de democracia, derechos civiles y respeto a la verdad que está mucho antes de las diferencias izquierdas-derechas (que siguen siendo útiles en otras cosas).

      3-Consenso científico….qué risa. Otra afirmación sin la más mínima prueba ni base. ¿Cómo puede haber consenso científico si hay más de 1.000 publicaciones académicas publicadas o en proceso de revisión que hablan de los efectos adversos de estas vacunas? https://www.saveusnow.org.uk/covid-vaccine-scientific-proof-lethal/ ¿Cómo va a haber consenso si hay cientos de estudios sobre la eficacia de decenas de medicamentos que el «consenso» oficial desprecia https://c19early.com/ ?

      ¿A qué congreso internacional se ha invitado a todos los miembros de la academia para discutir y firmar ese consenso? Porque eso es lo que hizo durante décadas con el cambio climático: sesiones abiertas a todos los científicos de todos los páises que quisieran aportar sus conocimientos, larguisimas discusiones que finalmente dieron como resultados una serie de documentos que, poco a poco, alcanzaron el consenso de que las cosas eran «así». Eso es un consenso científico.

      En el tema covid NO hay CONSENSO. Lo que hay es censura. Hay una versión oficial que no sabemos quién ha redactado, que siguen casi todos los gobiernos del mundo, que siguen todos los medios de incomunicación y manipulación de masas y que agencias como newtral y similares se encargan defender en posts, tweets y opiniones de canales marginales. Cada vez que sale algo que se desvía minimamente de la versión oficial sacan su ejército de «revisores» a corregirlo y decirle a la gente lo que tiene que pensar. Eso no es un consenso científico, eso es propaganda a lo Goebels.

      Que Malone ha borrado algunos de sus tweets….a ver ¿cuáles? ¿por qué no los citan y dicen de qué hablaban? ¿cuál es lo correcto según ello? (no lo hacen porque dan publicidad a sus argumentos y suelen ser peligrosisimos, por eso se quedan en todo el articulo en la superficialidad y la critica personal) ¿Quién no ha borrado algún tweet?

      4.-El lloriqueo. Cuando se quedan sin argumentos científicos y los datos dicen lo contrario de lo que ellos argumentan sacan el lloriqueo y la coacción emocional. Como buen maltratador «con lo que yo te quiero cómo me haces esto»…. Siempre están con lo mismo: manipulación emocional a tope. Llevan 50 años vendiendonos cualquier cosa a base de marketing, base de la cultura consumista, ¿cómo no van a ser capaces de vendernos toda esta cantidad de mentiras de la versión oficial?

      «en este momento en que los hospitales están luchado tanto, cómo se atreve este desgraciado a dudar de la dirección que nuestros eminentes dirigentes y sabios mediaticos esbozan»….sin comentarios.

      En fin……qué quieres que te diga…..si no tienen argumentos más sólidos casi que hacen publicidad a lo que dice Malone.

      El otro día una amiga de mi hija me dijo que estuvo buscando en internet sobre una de las cosas que yo le mandé y vio que los que decían lo mismo que yo eran artículo llenos de datos y referencias y razonamientos lógicos y los que lo criticaban estaban llenos de juicios de valor y no daban un dato.

      Pues eso, esa es la brújula en este maremagnum de desinformación: la coherencia lógica. No nos queda otra arma para defendernos. Suerte.

      Me gusta

  6. Si no supone abusar, me guastaría que alguien me ayudara a desmontar el argumento de que siempre nos hemos vacunado obligatoriamente para acudir a otros países, que por qué nos importa hacerlo ahora y nos oponemos. Tengo mis intuiciones pero me gustaría completarlas. Sé que pido un esfuerzo pero necesito ir «sembrando» a mi alrededor. Gracias.

    Me gusta

  7. ¿Quizá que las otras vacunas funcionaban y esta no se sabe lo que hace?¿que esta tiene más efectos adversos que todas las demás juntas en los últimos 30 años (que se sepan)?

    Me gusta

  8. ¿Las otras (esas que se suelen poner para ir a ciertos países sobre todo de África) también servían para cortar la trasmisión o no?

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.